lunes, 5 de mayo de 2014

Emigra o Degenera, cierra el crowdfunding sin éxito...



Han sido los 40 días mas largos de todos los periodos difíciles que recuerdo, como ya sabe casi todo el mundo de que iba Emigra o Degenera, pues no vamos a ponernos a hablar más de su contenido.
Se realizó una campaña en redes y medios brutal, con un alcance real de cerca de 600 mil perfiles, lo que se traduce en un alcance viral cercano a los 5 millones de perfiles, el resultado 52 cofinanciadores.

Hemos dedicado parte de nuestras vidas durante más de cuatro meses a este proyecto para contar la verdad, trasladar la realidad que nuestra gente está viviendo lejos de sus hogares. Nos vendieron muchas mentiras con programas como Españoles por el Mundo, que ha hecho mucho daño. Ha quedado claro con nuestro trabajo, que los nuevos emigrantes no son los jóvenes aventureros que decía la ministra Marina del Corral.

Hemos sacado varias conclusiones con este trabajo realizado, la primera como bien he dicho antes, hemos cumplido con nuestro trabajo de informar de la realidad sobre la emigración en Europa, gracias al apoyo que nos dieron los medios de comunicación independientes y alternativos, que por suerte sobreviven en nuestro país. El mensaje más importante del proyecto se ha transmitido de la forma adecuada.

La segunda conclusión, es que el click-activismo no sirve de mucho la verdad, porque esto refleja una inercia a compartir información sin ni siquiera leer lo que acabamos de difundir. ¿Que conseguimos dando al me gusta o retuiteando todo lo que nos llega a nuestros timelines? Sobrecargar de informaciones repetidas que van dando vueltas de unos perfiles a otros, mareando por las redes sin lograr una difusión efectiva del contenido. Esta es la forma que tenemos muchos de lavar nuestra conciencia ante la impasible inercia de no hacer nada. Por eso plataformas como Change.org, se están enriqueciendo a costa del click-activismo.

Otra conclusión, es que por mucho que tú creas en tu proyecto, la sociedad es tan escéptica y se ha abusado tanto de los crowdfunding's para todo, que los que estamos acostumbrados a realizar aportaciones, pues ya no sabemos donde realizarlas; es decir, existen tantos proyectos que no sabes nunca cual elegir. Así que si fracasas en un crowdfunding, no te martirices, no es culpa tuya.

La verdad que han sido numerosas conclusiones y no quiero extenderme demasiado, ya que también sabemos que si el artículo es muy extenso, pues la mayoría no termina de leerlo.

Lo peor de situaciones tan tensas, provocadas por esa presión de tiempo y dinero que marca un crowdfunding, sacan nuestros verdaderos miedos, nuestros verdaderos defectos, nuestro colectivo ha estado al borde de la disolución, pero como buenos luchadores, no íbamos a dejar que esto nos ganase la batalla. Hay quién sí se ha rendido, al menos de seguir unido a Ragged Army, nuestro compañero Ferran Barber, en vistas del fracaso obtenido con el crowd y sus consecuencias, ha decidido seguir el proyecto documental como freelance, aprovechando el tirón social creado por todo el equipo, pero atribuyéndose todo el mérito para él como periodista. En cierto modo es suyo, pero esperamos que no se olvide de todas las aportaciones económicas que el equipo ha hecho, de todo el esfuerzo y tiempo que hemos invertido en este proyecto y esté agradecido, sabemos que de algún modo intentará acabar su idea inicial. Por eso le deseamos lo mejor en su andadura en solitario, mucha suerte compañero.

Quitando este último desenlace final, toda la experiencia que hemos vivido en torno a este proyecto, ha sido muy enriquecedora y con eso nos vale, nos damos por satisfech@s.

Sólo queda daros las gracias a todos los que nos habéis apoyado desde el principio, la milicia os saluda.


Milicia republicana tras la sublevación militar de julio de 1936, Foto. Keystone / Getty Images 
          

LA GENTE DE RAGGED ARMY CONTINÚA LUCHANDO.
Firman:
Jimena, Ana Mª, Laura, Mario, Libertad, Santiago, Ángel y Nuria.

Diseño del logo RAGGED ARMY, propiedad intelectual de Jimena Gómez de Cadiñanos Salas, queda prohibida su reproducción total o parcial de la obra, sin expreso consentimiento de su autora.



1 comentario:

Asamblea Popular, el Documental

Google+ Followers